León en Común

Antonio J. Vidal Limés

Antonio J. Vidal LimésSaludos cordiales, Compañerxs:

Vivimos un momento histórico. Tras años de aguantar con estoicismo, y en algunos casos, -militantes y votantes, principalmente- con complacencia caso tras caso de corrupción, y caso tras caso comprobar la inhibición del bipartidismo y su abulia a la hora de asumir responsabilidades y aportar soluciones.

Tras años de comprobar que la distancia del Parlamento –o de la planta 7ª del Consistorio- con la sociedad civil no se mide en metros o kilómetros si no que es sideral, buena parte de la misma en diferentes ciudades y pueblos de nuestro país ha decidido dar un paso adelante y preparar una respuesta ciudadana a los problemas que padece -padecemos- en primera persona. Fruto de esta necesidad nace Ganemos León.

Como sabéis yo formo parte de la pelea por formar esta candidatura desde sus inicios y he representado como Secretario de Convergencia y MM.SS. a I.U. en la misma, -no sabría decir con qué acierto, supongo que habrá todo tipo de opiniones y no me corresponde valorarlas-, en este tiempo siempre he defendido la necesidad de confluencia del mayor número de organizaciones y personas posibles con el objetivo de hacerla fuerte y ganadora, sé bien que hay mucha gente con ganas de cambiar el sistema y ese es nuestro objetivo, aglutinar a todos aquellos y aquellas que así piensan es nuestra finalidad.

Mi experiencia en política es escasa, apenas son cuatro años los que llevo en I.U. pero han sido intensos y muy instructivos, pero mi experiencia en activismo social y cultural es largo y demostrable.

Creo que León necesita un cambio, que la ciudadanía tiene que tomar el poder y desde él abrirlo a toda la sociedad, que es el objetivo de todos y todas quienes empezamos en este proyecto así como de quienes decidieron incorporarse posteriormente al mismo.

En el momento que nos encontramos tenemos la responsabilidad de elegir una candidatura que nos represente a todos y en la que se vea la integración de todas las sensibilidades y considero que mi experiencia es un activo que puede ayudar a esta incipiente organización si así lo decidís quienes ejerzáis vuestro derecho al voto. Yo me comprometo a aportar compromiso y esfuerzo así como los conocimientos que haya podido adquirir hasta el momento.

Como decía aquel antiguo eslogan publicitario ¡Contad conmigo!