León en Común

Carta abierta al alcalde de León

Sr. Silván, las personas que formamos León en Común llegamos  a este ayuntamiento gracias al apoyo de más de 5000 vecinas que demandaban un cambio en la forma de gobernar de esta institución. Como mínimo, exigían dos cosas, participación y transparencia.

Por desgracia, hemos comprobado que con su gobierno, Sr. Silván, no se cumplen ninguna de las dos. Estamos acostumbradas a enterarnos por la prensa de las decisiones que a puerta cerrada cocinan entre Ustedes y sus necesarios colaboradores, el grupo de Ciudadanos.

Con los presupuestos, que es lo que nos ocupa hoy, más de lo mismo. Nos entregan un documento que en lo sustancial es inamovible y nos dicen aporten lo que consideren que ya subiremos alguna partidita como haciéndonos un favor y apuntándose luego el tanto de lo bien que se han portado con nosotras.

En primer lugar, estas cuentas no van dirigidas a intentar mejorar la vida de la mayoría social de León. Las partidas que son susceptibles de ello, de nuevo, como en años anteriores, se encaminan a engordar más si cabe los bolsillos de los grandes triunfadores de esta estafa que han llamado crisis, léase, bancos, constructoras, eléctricas y corporaciones varias.

Vamos a dedicar durante este 2017 18 millones de Euros para el pago de la deuda ¿en base a qué? En nuestro programa electoral, exigíamos una auditoria pública de dicha deuda, para poder separar, la deuda real de la ilegitima. La opacidad es tan grande que nos tememos mucho que el pueblo de León este pagando una deuda que no se corresponda con la realidad.

Nos gustaría, por otro lado, que desde el Ayuntamiento se promoviera una conferencia internacional de astrofísica, para que analizaran el agujero negro que se ha formado en las antiguas instalaciones de la Azucarera. Hasta la fecha se ha tragado más de 70 millones de Euros y este año nos amenazan con tragarse otros 10 millones. Pedimos por favor, que dejen ya de enterrar dinero en esta Pirámide.

Aunque no viene reflejado en los presupuestos, queremos mencionar también el magnífico pedido de bombillas que en breve aprobará este gobierno municipal y que asciende a 20 millones de los nuevos Euros.  Por supuesto, Florentino nos lo dejará en cómodos plazos. De paso privatizamos otro servicio municipal, como es el de la brigada de mantenimiento del alumbrado público.

Sus socios de Ciudadanos están encantados gestionando los casi 3 millones de euros en formación y empleo, ya pueden convencernos de una vez a todos, que la única forma de salir de la pobreza es haciéndose EMPRENDEDOR.

Se consolida el turismo de borrachera, ya nos llaman el SALOU de interior. Se nos descuelgan con los 200.000 euros del LEÓN CAPITAL GASTRONÓMICA, y nos dijeron que no iba a costar nada, mientras que a LEON CIUDAD ANTIGUA, cero patatero.  Y la amenaza del alicatado de la Plaza del Grano sigue ahí. Que confiamos que alguien les haga recapacitar para dar marcha atrás a ese proyecto.

En el capítulo de Ingresos, más de lo mismo. Seguimos pagando más, los que menos tenemos. Desde nuestro punto de vista lo que viene siendo el mundo al revés. Deberíamos hacer una revisión del IBI, penalizando los inmuebles vacíos, especialmente aquellos en manos de grandes acumuladores de vivienda (bancos, fondos buitre, etc.) y exigir el de aquellos inmuebles de la Iglesia que no estén destinados al culto. Deberíamos hacer una revisión de todos los sistemas tributarios con el fin de introducir progresividad en los impuestos y tasas, exigiendo más a quien más tiene. Y también deberíamos hacer la gestión directa de los múltiples servicios municipales privatizados (aguas, ORA, ayuda a domicilio, autobuses, etc…).

Por todo esto Sr. Silván, nosotras hemos votado en contra de su presupuesto, pues representa lo opuesto a la filosofía que nos ha traído hasta aquí.

Ni es participativo.

Ni es transparente.

Ni apuesta por reducir las desigualdades (de género, sociales, etc.).

Ni  apuesta por lo PÚBLICO.

Ni apuesta por los barrios de la periferia.

Ni apuesta por la ecología.

Ni apuesta por la economía de proximidad.

Ni apuesta por el turismo cultural.

Y por último, deje de sonreírnos tanto y háganos más caso. Porque ahora representamos a 5000 pero igual en el futuro somos más.

León en Común.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *